30 ene. 2016

Los vinos Zintzo y las bodegas de Rioja Alavesa

Hoy voy a hablaros del vino Zintzo y de las bodegas de la Rioja Alavesa, aunque en realidad es una excusa, para hablaros de turismo y de gastronomía como no podía ser de otra manera.

Hace unos meses, nos contactó una bodega familiar, Bodegas Zintzo, desde Villabuena de Álava, tierras adentro de esta Euskadi nuestra (porque ya es mía, que lo sepáis). Y me hizo mucha ilusión, porque siendo yo muy apta en aquello del beber, y aunque tampoco es que sea la más experta catadora de vinos del mundo, visitar una bodega, siempre es una alegría. Querían que les ayudáramos con su estrategia digital.

Yo no tenía ni idea de dónde estaba Villabuena de Álava, donde se ubica Bodegas Zintzo, pero conocía muy de cerca Laguardia, pueblo que me tiene encandilada desde hace años. Y Villabuena de Álava está a tiro de piedra de Laguardia, que para eso comparten las tierras de Rioja Alavesa ¿no?


He de reconocer, que hacía tiempo que no me dejaba caer por tierras alavesas, y volver justo en el momento en que los viñedos estaban tan espectaculares, me recordó que hacía tiempo que no hacía enoturismo. Qué invento tan bueno ese del enoturismo oye! De toda la vida lo hemos llamado disfrutar del comercio y del bebercio, pero ahora lo llamamos "enoturismo" que mola más y parece más chic!

Bueno, pues creo que todos deberíamos ir a visitar las tierras de Rioja Alavesa por lo menos 2 veces al año, justo en tiempos de vendimia, cuando la uva está que vence las ramas, y justo cuando arranca el otoño, y la hoja se torna en un ocre rojizo que todavía la hace más espectacular.

Bueno, decía yo que llegamos a visitar a Zintzo en uno de los momentos más bonitos del año, estábamos en pre-vendimia, y nos encontramos con un pueblo que no era un pueblo, era una bodega en sí. Villabuena de Álava, como muchos de los pueblos de Rioja Alavesa está horadado de bodegas. Sus gentes, desde hace generaciones conocen el suelo donde viven, y extraen de sus raíces ese vino tan especial que no tiene igual. Un Rioja, siempre será un Rioja, ahora y siempre. Esas tierras hacen paren uvas diferentes, con sabores increíbles, finos y aromáticos. Para que después, todos nosotros podamos degustarlos con unas chuletillas asadas al sarmiento, unos piquillos con ajitos, unas verduritas salteadas o cualquier otro manjar de los que hay muchos por allí.

Si todavía no conoces la zona, no sé a qué diantres estás esperando. Mi visita a la Bodega Zintzo, me ha hecho recordar esa zona tan particular, que tenemos tan cerquita de casa.

Brindaré hoy con vino Zintzo, on egin!

13 comentarios:

  1. Villabuena de Álava es un pueblo muy bonito y con todo el encanto de Rioja Alavesa. Lo conozco desde hace poco y me gustó mucho. La próxima vez haré una visita obligada a Bodegas Zintzo. Bonito post!

    ResponderEliminar
  2. De pequeño iba a veranear a San Vicente de la Sonsierra y vivías encima de la cooperativa y de las eras.
    Era el linde ese que realmente no existe entre La Rioja y Rioja Alavesa. Comercialmente hay una raya pero caminando no pasas ninguna raya.
    Esa tierra es mágica y tanto el vino como las chuletillas al sarmiento son un manjar que hay que disfrutar allí.
    Seguiré intentándolo mantener esa rutina de ir los otoños a pasear y hacer fotos por esas tierras.

    ResponderEliminar
  3. El pueblo es precioso y se nota que es tierra de vinos allá por donde mires y vayas. Buen post, sin duda dan ganas de ir a pasar un día a Rioja Alavesa y visitar la familiar Bodegas Zintzo.

    ResponderEliminar
  4. No conozco el pueblo, así que haré caso de tus consejos y este año, visita prometida a la bodega. Gracias por la recomendación.

    ResponderEliminar
  5. Hace mucho tiempo que no voy a La Guardia, pero he probado el vino Zintzo esta navidad y es joven y afrutado. Me traje una caja, ya os contaré que le parece a la cuadrilla!!!

    ResponderEliminar
  6. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  7. HE estado en La Guardia y me encantó, después de leer tu posts en mi próxima escapada me acerco a conocer el pueblo y los vinos de Zintzo!!

    ResponderEliminar
  8. Qué rico para acompañar unas deliciosas chuletillas al sarmiento

    ResponderEliminar
  9. Mónica, gracias por el artículo y la información, siempre es bueno conocer destinos interesantes para una escapada y este sin duda lo es.

    ResponderEliminar
  10. Sin duda es un lugar muy especial, sobre todo cuando todo se vuelve cobrizo. Mientras leía tu artículo he podido oler las chuletitas de cordero y, el aroma del aire desde el Atxabal. Mila ezker

    ResponderEliminar
  11. Unas compañeras estuvieron visitando bodegas Zintzo y quedaron encantadas, el día menos pensado me voy a pasar el día con mi chica. Seguro que entre unas chuletillas como las que mencionas y un romántico paseo por los viñedos tenemos todo un planazo para disfrutar.

    ResponderEliminar
  12. Gracias Mónica por la información, ya tengo otro sitio para visitar.

    ResponderEliminar